Evita los controles en el aeropuerto con los cinturones de silicona

Evita los controles en el aeropuerto con los cinturones de silicona

¿Cuántas veces habéis salido de viaje y tomado un avión? Si la respuesta es afirmativa, habiendo realizado dicho viaje en los últimos años, seguro que os habéis tropezado con las medidas cada vez más excesivas de las aduanas de los aeropuertos donde, si tenemos mala suerte, podemos acabar con los pantalones por los tobillos. Y es que el tema de sacarse los cinturones antes de meterse en los detectores de metales puede ser un pequeño drama, sobre todo si se nos ha olvidado colocar en la maleta alguna solución contra este inconveniente. Como la que os proponemos hoy: cinturones de silicona contra los detectores de metales, para que nunca más tengamos que sacarnos el cinturón porque nos pite en el detector de metales.

Siempre que surge un problema surge también una solución, de eso no hay duda. Y si una de las mejores maneras para que no se nos cayeran los pantalones al pasar por los controles de los aeropuertos era llevarlos bien apretados a la cintura, ahora podremos utilizar los cinturones de silicona que, al no llevar ninguna pieza de metal, nos aseguraremos de que no pitarán cuando llegue el momento de efectuar el embarque en el avión.

Evita los controles en el aeropuerto con los cinturones de siliconaLos cinturones de silicona están disponibles en 10 colores diferentes, para que siempre haya un modelo que encaje con los gustos y vestuario que se lleve en el momento. Están fabricados en silicona y plástico, con una longitud fija que podremos ajustar según la medida de nuestra cintura. Además, los cinturones de silicona especiales para los controles de aeropuerto disponen de una cómoda cajita de transporte a juego con el color del propio cinturón, que permite guardarse con comodidad en la maleta sin que estorbe lo más mínimo.

¿Vais a salir de viaje dentro  poco? Pues encargad uno de estos cinturones de silicona para evitar el mal trago de sacaros el cinturón en las aduanas. La precaución es siempre el mejor arma.

Deja un comentario